martes, 19 de febrero de 2013

Reseña Bloodline I




Autor: Richelle Mead
Editorial: (Aún no ha salido en España)
Páginas: En E-book 380
Título original: Bloodline
Año de publicación: 2011


La sangre no miente. Sydney es una alquimista, forma parte de un grupo de humanos iniciados en la magia que sirven de puente entre los mundos de los humanos y los vampiros. Protegen los secretos de los vampiros - y vidas humanas. Cuando a Sydney le arrancan de la cama en mitad de la noche, al principio piensa que está siendo castigada por su complicada alianza con la dhampir Rose Hathaway. Pero lo que ocurre es mucho peor. Jill Dragomir - la hermana de la reina Moroi Lissa Dragomir - está en peligro mortal, y los Moroi deben esconderla. Para evitar una guerra civil, Sydney es llamada para actuar como guardiana y protectora de Jill, haciéndose pasar por su compañera de habitación en el último sitio en el que alguien buscaría a la realeza vampírica - un internado humano en Palm Springs, California. Pero en vez de encontrar seguridad en Amberwood, Sydney descubre que el drama sólo acaba de comenzar. Bloodlines explora toda la amistad, romance, batallas, y traiciones que hicieron tan adictiva la saga nº1 en ventas Vampire Academy - esta vez en un escenario parte-vampírico, parte-humano donde hay mucho en juego y todos tienen sed de sangre.


Magnifico. Una vez más Richelle se ha superado nos ha dejado está maravillosa historia que solo acaba de comenzar.

Sydney es una alquimista, como tal se encargar de esconder a todos los vampiros de los humanos, solo que el terrible miedo a cualquier vampiro, integrado en los alquimistas, les hace las cosas difíciles en ocasiones.

Sydney viaja a Palm Spring junto con un muy desagradable alquimista, que no la quiere para nada allí. Su trabajo será cuidar de Jiil, la princesa Dragomir, ya que está en peligro de muerte debido a un grupo de morois que no quieren a la actual reina. No estará sola, además irán con ella, Adrian Ivashkov y Eddie. 

El libro me ha encantado, tiene un ritmo increíble y está lleno de misterio si hubiera podido me lo habría leido en un solo día, se me hizo muy corto.

Los personajes me encantaan, por un lado tenemos a Sydney metódica y organizada, siempre con una frase sacada de enciclopedia en su boca, y no muy acostumbrada a las relaciones sociales. Adrian, bueno, creo que todos conocemos a Adrian, magnificamente guapo, con una pequeña debilidad por el alcohol y el tabaco y algo loco en ocasiones.

Por otro lado Jill, no hemos tenido oportunidad de conocerla mucho en los libros anteriores ya que se mantenía un poco al margen, esto también pasaba con Eddie, en estos libros podremos conocerlos mucho mejor, Jill, soñadora y sensible y Eddie, su gran protector.

Habrá nuevos personajes que no conocíamos como Keiht, Trey, Micah, Lee, Clarence, entre otro muchos.

En el tema romántico no hay mucho que decir en este libro, la gran mayoría de esto se lo lleva Jill, pero ya que no es ella la que narra el libro, no podemos vivirlo en primera persona. Pero a pesar de que el romanticismo no este muy presente en este libro, hay un chispa, algo, entre Sydney y Adrian, que apenas se ve, pero que está ahí. 

El libro se hace muy divertido gracias por supuesto a Adrian, su sarcasmo en esta saga en general es increíble y os hará reír a todos.

Espero que lo leáis, merece la pena. ^^


8/10



3 comentarios :

  1. A ver cuándo salen los que faltan de VA en castellano, y también este :)

    Bss ^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, siempre nos quedará las maravillosas traducciones que nos salvan la vida tan amenudo. :D

      Eliminar
  2. Hola guapa!! Podrías decirme donde los descargaste los libros en español?

    Un besitoo!!

    ResponderEliminar

Gracias por darme una nueva sonrisa :D

Por favor, absténganse comentarios estilo "te sigo ¿me sigues?" porque no les hago ni caso. Si queréis daos a conocer, lo cual entiendo, en el blog tenemos una sección llamada "Reseña intrusa", para aquellos que deseen dar promoción a sus blogs, y de ese modo, yo misma seré la primera que me pase, además de mucha más gente.